Estado de los cables aéreos en 1926

La Voz de Caldas: 1926-2019 UMCentral
Cable aéreo Manizales
Viaje en cable. Foto SMP

Aquilino Villegas, gerente de los Cables Aéreos de Caldas, y quien lleva dos meses en el cargo, presentó un informe sobre el estado de los cables aéreos al Gobernador del Departamento y al Jefe de la Oficina de F.C. y Cables. LA VOZ DE CALDAS informó algunos datos de este informe, estos son:

Cable de Occidente. “Como tuve el honor de manifestarle al señor Gobernador, la primera necesidad era definir la situación del Departamento en frente de la obra del Cable de Occidente o Chocó, que una ley ordenaba construir como nacional.”

La Nación, bajo la dirección del doctor Jiménez, levantó planos completos hasta San Joaquín y estudios adelantados hasta Apía. El señor Lindsay hizo los cálculos de torres y estaciones. Se pidieron las torres hasta La Linda, los edificios para la estación, el ángulo del Sacatín y la maquinaria. Terminaron los trabajos de campo en el trazado de San Joaquín a Apía; de Apía a Pueblo Rico se está trazada la ruta general.

El Departamento, mientras se aprueba el contrato, comenzó a explanar el sitio para las torres y las estaciones. “Contratamos la explanación de las primeras 16 a $0-25 el metro cúbico”, y en el Sacatín, donde hay un acarreo largo, a 26 centavos. En unas semanas estarán todas las explanaciones hasta La Linda.

Cable del Norte. “No habían llegado materiales de ninguna clase y hacía sobre todo falta cemento. Pedí entonces a la Gobernación que pidiera una cantidad prudente de este artículo de primera necesidad”. Esto permitió terminar las alcantarillas de la estación Central y aclarar las primeras torres en Villamaría.

Los derrumbes hicieron que las cargas que venían en el Ferrocarril de Caldas se regaran en las estaciones intermedias y con la congestión de Buenaventura el despacho ha sido lento. “Ha sido pues una labor intensa hacer llegar a San Francisco la carga de las Estaciones intermedias, y la organización de la carga para las distintas empresas y las distintas secciones”.

Este ramo de los transportes es uno de los más costosos, se venían pagando de $0-90 a $1.40 por arroba desde Santa Rosa en carga de parihuela y de $0-60 a $0-90 por arroba desde San Francisco. La carga de parihuela constituye la mayor cantidad. Son piezas estructurales de acero de un largo excesivo.

Cable a La Dorada. Está completo el trazado de La Dorada a San Agustín, pero “me ha sido imposible conseguir ingenieros que acomentan el trazado a un precio razonable, he esperado la llegada de los dos ingenieros ingleses pedidos antes de mi entrada a la agencia, ellos llegarán y se organizará una comisión suficiente. Algo semejante puedo decirle sobre el cable a Marsella”. Para éste, trató de contratar una comisión de ingenieros nacionales, está esperando su respuesta.

Martes, 11 de octubre de 1926. La Voz de Caldas

Ciudad de cables

Estos eran los cables que funcionaban en Maizales (la capital mundial del cable aéreo): el primer tramo del cable Mariquita–Soledad (hoy Herveo), inaugurado en 1914. El cable Manizales-Aranzazu, su destino previsto era Aguadas; transportó 1.1 millones de pasajeros y 200 mil toneladas de carga; operó desde 1928 hasta 1942. Cable Occidente o Chocó, avanzó solo 10 km. entre Manizales y la estación de Malabrigo; operó desde 1929 hasta 1935 con servicio de carga y pasajeros. Cable Manizales-Villamaría fue un funicular de 2 km para pasajeros y carga que prestó servicio solo por 3 años. También se proyectó un cable de 170 km para comunicar a Cúcuta (desde Gamarra) con el Río Magdalena. Sólo se construyeron 6.8 km hasta Ocaña, funcionó entre 1928 y 1947.

Hoy, Manizales tiene un solo un cable aéreo, que conecta a Villamaría con Manizales en 3 estaciones: Los Cambulos, La Fuente y Fundadores.

Domingo, 13 de octubre de 2019. Sofía Morales. UmCentral

Avisos de ayer

La Voz de Caldas circuló entre 1926 y 1939, luego de que en 1938 fuera asesinado su director Eudoro Galarza Ossa por un militar. En el 2018, Carlos Eduardo Galarza Jaramillo, nieto de don Eudoro, donó 800 ediciones del periódico a la Escuela de Comunicación Social y Periodismo de la Universidad de Manizales

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *