Técnico para el Cable Aéreo de Mariquita

Caldas La Voz de Caldas: 1926-2019 UMCentral

“EL 6 de los corrientes salió de Londres con rumbo a Colombia un técnico contratado por la empresa del Cable Aéreo de Mariquita a Manizales con el objeto de hacer en la línea las reparaciones necesarias a fin de aumentar la capacidad transportadora del Cable y hacer las reparaciones que hoy son de la mayor urgencia”.

Nota: En la imagen tenemos al ingeniero jefe de la construcción del cable  Jaime Lindsay y su hija Irene. Dos intrépidos a 1200 metros sobre el río Aguacatal. Foto Sociedad Mejoras Públicas de Manizales

 

Lunes, 1 de marzo. La Voz de Caldas. Sección Local

 

Será rehabilitado el cable aéreo a Los Yarumos

Cable aéreo a Los Yarumos. Foto La Patria

Los cables aéreos han sido parte de la vida de Manizales. El de la nota de La Voz de Caldas comunicaba a Manizales con Mariquita (Tolima). Tuvo fines comerciales, sirvió para transportar carga y así activó el comercio de productos y servicios entre los dos departamentos (aunque no faltaban personas intrépidas que lo usaron para viajar, y algunos sufrieron accidentes mortales). Se construyó entre 1914-1922 para atravesar la agreste topografía andina; dejó de operar el 20 de octubre de 1967.

Los cables de aéreos de hoy son para transportar personas. Manizales tiene dos líneas, inauguradas en el 2009: Los Cámbulos–Fundadores y Los Cámbulos–Villamaría (municipio vecino). El 30 de diciembre de 2011 se inauguró otra línea: desde el sector de El Cable al ecoparque Los Yarumos. Pero 6 meses después fue cerrado hasta hoy porque presentaba problemas técnicos. El 2 de febrero pasado, el presidente Iván Duque Márquez, en Manizales, anunció que este cable debía ser rehabilitado. Andrés Mauricio Grisales Flórez, gerente del Instituto de Financiamiento y Promoción de Manizales (InfiManizales), dice que junto con el viceministro de Turismo y el Fondo Nacional de Promoción Turística (Fontur) se está elaborando la propuesta de rehabilitación. La que deben presentar pronto.

 

Viernes, 1 de marzo. UMCentral. Camilo Castrillón Valencia

Avisos de ayer

Los mejores sombreros se conseguían en este almacén, en la Plaza Bolívar

El almacén Los Hijos de Liborio Gutiérrez abrió sus puertas en 1890 y las cerró en 1998. Vivió 108 años. Este establecimiento, como otros antes de finalizar el siglo XX, fue cerrado por las repercusiones del mal desempeño de la economía nacional en ese entonces: “altas tasas de interés, contracción de la demanda, desempleo, entre otras”, según dijo Manuel Alberto Soto (director de Fenalco Caldas en 1998) al diario El Tiempo (4 de julio de 1998). Julián Gutiérrez Botero, uno de los propietarios del almacén, le expresó también a El Tiempo: “Desde hacía dos años el almacén atravesaba una situación complicada por la caída de las ventas, y pesar de que se implementaron todas las estrategias posibles para salvarlo, no pudimos”.

 

La Voz de Caldas circuló entre 1926 y 1939, luego de que en 1938 fuera asesinado su director Eudoro Galarza Ossa por un militar. En el 2018, Carlos Eduardo Galarza Jaramillo, nieto de don Eudoro, donó 800 ediciones del periódico a la Escuela de Comunicación Social y Periodismo de la Universidad de Manizales.Esta sección es un viaje de 93 años a las páginas de La Voz de Caldas para rescatar notas publicadas en este periódico en 1926 y contextualizadas con información actual (las transcribimos tal como fueron publicadas).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *