Juan Carlos Yepes levantó su ayuno voluntario

Unidiario

Luego del acuerdo al que llegaron los rectores de las universidades públicas del país y el presidente Iván Duque el viernes pasado, el docente de la U. de Caldas, Juan Carlos Yepes,  terminó su huelga de hambre que cumplió 11 días.

En la mañana del viernes, Juan Carlos citó a quienes quisieran oírlo en el hall central de la U. de Caldas para hablar sobre los ideales que lo movieron a él y a sus compañeros Luis Fernando Marín Ríos, de la Universidad del Quindío, y Adolfo León Atehortúa, de la Universidad Pedagógica, a representar la crisis de la educación pública a través de la huelga de hambre, un acto que según ellos, fue por amor a la educación superior pública, a los estudiantes y a quienes aspiran a hacer parte de la comunidad en el futuro.

El conversatorio comenzó con Adolfo explicando los antecedentes de la crisis actual, contó que viene desde 1993 y que ahora simplemente la situación es “inmanejable”. Luego intervino Luis Fernando, quien presentó las razones para elegir este método para manifestarse. Afirmó que “con la huelga se lucha y se educa”.

Por último intervino Juan Carlos, quien contó cómo fueron los días de huelga a través de anécdotas. Entre estas destacó un grupo de primaria que lo visitó para contarle su deseo de estudiar en universidad pública en el futuro y un trapo que le regalaron con mensajes de revolucionarios, que afirma, lo inspiraron a seguir con su causa luego de que los demás se retiraran.

A pesar de la convicción que tuvo el profesor, su cuerpo comenzó a debilitarse. El médico, Juan de Dios Arellano de la Hoz, explicó que Yepes “consumió la glucosa en el cuerpo, luego la grasa y la reserva de energía que al acabarse puede dañar el hígado y los riñones; finalizando la segunda semana comienza el autoconsumo de los músculos y un posible deterioro del estado de conciencia”. Por tal motivo, el docente está en una unidad médica desde el viernes pasado luego de enterarse de los acuerdos entre los rectores y el Gobierno Nacional.

Más presupuesto

En dicho acuerdo el presidente anunció que las transferencias de la Nación para el funcionamiento de las instituciones de educación superior públicas crecerán en el IPC + 3 puntos porcentuales en el año 2019, y entre  el 2020 y el 2022, los recursos aumentarán el IPC + 4 puntos porcentuales. Cifra que aumenta en 3,3 billones de pesos el presupuesto para la educación superior pública.

Aunque ya se llegó a un acuerdo con los rectores, las asambleas multiestamentarias de cada universidad tomarán la decisión de levantar el paro o no, y cada institución tendrá qué decidir cómo se recuperará el tiempo del semestre invertido en el paro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *